López Obrador vota con Beatriz Gutiérrez en casilla del Centro Histórico

El presidente Andrés Manuel López Obrador acudió la mañana de hoy 2 de junio a votar en los comicios más grandes en la historia del país ya que no sólo México podría tener a su primera presidenta, sino que también se renovarán ocho gubernaturas y la jefatura de Gobierno de la Ciudad de México y el Congreso de la Unión.

Acompañado por su esposa, la escritora Beatriz Gutiérrez Müller, el mandatario salió caminando de Palacio Nacional y se dirigió a la casilla ubicada en la calle de Moneda 4, en el Centro Histórico de la Ciudad de México, en la alcaldía Cuauhtémoc, la cual es la que le corresponde a la sección 4748.

Previo a entrar a la casilla, López Obrador saludó a algunos de sus simpatizantes que se dieron cita en las inmediaciones, quienes incluso le pidieron tomarse una foto con él.

Fue a las 8:27 horas que el jefe del Ejecutivo federal emitió su voto, luego de haber presentado su credencial de elector a los funcionarios de casilla, quienes les proporcionaron las planillas, una de ella para eligir a su relevo en la Presidencia, también a quien será el nuevo titular de la Ciudad de México y a quienes conformarán el Congreso. Este es el último voto de López Obrador como presidente, ya que su cargo concluye en septiembre y en octubre entregará la banda presidencial a quien resulte ganador en las elecciones de este domingo.

Previo a la llegada del mandatario elementos del Ejército mexicano realizaron un recorrido por la zona acompañados por binomios caninos para descarta algún riesgo a la seguridad de López Obrador.

López Obrador autografía AMLITO de peluche
A la llegada a su casilla en la calle de Moneda, el presidente López Obrador detuvo su paso para hablar con algunos de sus simpatizantes que lo esperaban en la puerta y dialogó con ellos por unos minutos, entre ellos un menor quien le entregó un AMLITO de peluche.

El mandatario le autografió el muñeco y se lo regresó. Posteriormente se tomó una foto junto con su esposa con el menor, quien se mostraba muy feliz por haber hablado con él.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: